Graciela Guerrero Garay en las coordenadas de su Isla

230938_4966080983817_866939912_n.jpg
Graciela Guerrero Garay
 
Mi amigo, colega, poeta, decimista, editor de la Revista Guatiní y respetado Maestro de la poesía cubana, residente en Miami, pero camagüeyano- holguinero de corazón, espíritu y combate, un buen día tuvo el antojo de hacerme una entrevista.... Revoleteé un poco entre los barrotes de la prisa-calma en que vivo y, al fin, pude responder su cuestionario.

Como en los cuentos…había una vez una idea de reproducirla en mi blog y pasó el tiempo y una y otra vez el reloj tejió el tiempo...y… ¡aquí está! Entonces, la magia de Ernesto Rodríguez del Valle la hizo luz en la sesión Cultura de www.globedia.com , en tanto se las dejo para que la desanden de la mano de este gran escritor cubano.(G.G.G)

Graciela Guerrero Garay en las coordenadas de su Isla

Por Ernesto R. del Valle.

Publicada el 15-12-2012 05:08

Su transitar diario por la realidad social-política y económica a la que su propio trabajo enfrenta, la convierte en una testigo principal de esa realidad que mueve y equilibra de manera vital, a toda la Isla

Por Editor Revista Guatiní.

Graciela Guerrero Garay vive en Victoria de la Tunas. Labora en el diario de su provincia como reportera y también escribe. Su transitar diario por la realidad social-política y económica a la que su propio trabajo enfrenta, la convierte en una testigo principal de esa realidad vital que mueve y equilibra a toda la Isla. Su vocación literaria le acierta a ‘ver’ con otros ojos, hablar con otras palabras esa realidad cotidiana. Por eso quiero arrancarle algunas verdades en este ‘tú a tú’ que metafóricamente ejercemos a millas y millas de distancia.

Ernesto R. del Valle.- ¿Alguna obra publicada? Háblame de la que más te ha gustado.

Graciela Guerrero Garay.- Sí, hasta la fecha tengo tres obras publicadas. Por una ciudad de Fuego (Premio Ensayo, de la Editorial Sanlope), Diva Desnuda (poemario, de la Editorial Glorieta) y Un hombre sin sombras (novela Testimonio, de la Editorial Letra Viva). No puedo hablarte de un gusto o una preferencia por una u otra, porque todas forman parte de mí misma y les entregué, en su momento exacto, lo que sentía que me iban arrancando esas musas que llevamos quienes amamos la palabra y nos dedicamos a escribir.

Sin embargo, creo que sí puedo hablarte del mayor desafío que alguna de las tres me impuso. Y fue exactamente la novela Un hombre sin sombras, porque es un testimonio vivo, un proyecto que asumí a distancia, con la única alternativa de hacerlo o no mediante la correspondencia. Fue un reto esta realidad, tan objetiva como la veracidad de todo cuanto narro en el libro. Y saltar estas barreras, incluso en medio de serios problemas de salud y personales, solo fue posible por la grandeza de su protagonista, el señor Pedro Rodríguez Medina, y la riqueza espiritual y evolutiva de toda su vida que me cautivó desde siempre y me comprometió a estar ahí, desde la primera letra hasta la última. Creo que si algo marca la diferencia es eso, que era un parto de alto riesgo pero a la vez divino, pues me permitió conocer a un ser especial y poder dejarlo ahí, en las manos de todos para que puedan caminar con él desde adentro y tal vez comprender muchas cosas que le hacen falta a uno comprender.

ERdelV.- ¿Piensas que la Literatura Femenina Cubana (la de dentro o fuer
http://tugrace.blogia.com/
Foto
Foto
Foto
|

Comentarios

Comentarios de este artículo en RSS
Cerrar